Estas aquí
Home > Empresas > Claves para NO conseguir los propósitos personales el año que viene

Claves para NO conseguir los propósitos personales el año que viene

Llegados ya a finales de enero, seguro que son muchos los que han dejado de lado aquellos objetivos que se marcaron con tanto fervor al inicio de año. Cipriano Toledo psicoterapeuta, coach y Director del Centro de Psicoterapias Avanzadas analiza las mejores maneras para que el año que viene NO se cumplan

ciprianotoledoco 

La temida “cuesta de enero” ya está siendo, más o menos, superada y olvidada y, aquellos propósitos marcados con tanta disposición a principios de año, también. Son muchos los que han ido dejando de lado los objetivos fijados y se han visto envueltos en la rutina. Con el fin de no volver a pasar por lo mismo el año que viene y, ahorrarse el hecho de la frustración al no lograrlos,  Cipriano Toledo, psicoterapeuta, coach y Director del Centro de Psicoterapias Avanzadas, da las claves para NO conseguir los objetivos personales el año que viene.

 

Plantearse un objetivo demasiado ambicioso

Una de las mejores formas de no alcanzar algo es proponerse una meta inalcanzable como, por ejemplo, ganar el premio Nobel de literatura. Si una persona se marca algo tan ambicioso como ganar un Nobel aún lográndolo, le esperan años de frustración, aunque escriba libros valorados, aunque gane premios literarios, aunque reciba todo tipo de reconocimientos, como el objetivo planteado era demasiado grande nunca acabará sientiéndose satisfecho. “El hecho de plantearse ganar el Nobel de literatura, antes incluso de escribir su primer libro, no es un mal objetivo siempre que lo troceemos en objetivos más pequeños”, apunta Cipriano Toledo a lo que añade “esa es la clave, valorar la meta y convertirla en metas más pequeñas: primero escribir un libro, para luego, publicar otros, para adquirir experiencia”. Dentro del primer objetivo de escribir un libro, la idea es trocearlo en otros más pequeños como: pensar sobre de qué va a tratar, el título, escribir la dedicatoria, el prólogo, el primer capítulo, etc. De esta manera, con cada pequeña meta cumplida, se obtiene una nueva alegría y se crea en la mente un patrón de éxito. Y aunque “no se gane el Nobel”, se vivirá un camino lleno de alegrías, logros, felicidad, etc.

 

Hacerlo público

Lo mejor que se puede hacer para NO lograr los objetivos es que “cuando sean tan solo una idea en la mente publicarlos en Facebook, en Twitter o en el tablón de la Parroquia”, afirma Toledo. Es uno de los errores más comunes, contar los propósitos a todos los amigos, conocidos e incluso a los enemigos. “Así todo el mundo podrá pensar que te has vuelto loco y sentirán pena por ti, muy pocos pensarán que lo vas a lograr. Lo que harán es proyectar sus miedos, sus creencias limitantes sus frustraciones en tu idea” comenta el experto. Es aconsejable solo hacer partícipe de los objetivos a aquellos que necesariamente tengan que saberlo, “cuando tu objetivo sea un hecho podrás hacerlo trending topic, si quieres”.

 

Dejar para mañana lo que puedes hacer hoy: procrastinación

Es un dicho muy extendido pero al mismo tiempo muy cierto: no dejes para mañana lo que puedas hacer hoy. En el caso de NO querer cumplir los propósitos una de las mejores actitudes que se pueden llevar a cabo es retrasar el comienzo de algunas de las acciones que hemos de llevar a cabo para conseguirlos “Es un hábito muy común el de la procrastinación, es decir, posponer una determinada acción y sustituirla por otras más irrelevantes o agradables”, añade Cipriano Toledo. Hay una forma muy simple de solucionar este problema y es hacer las tareas que más incomodidad nos causan las primeras, con ello se consiguen tres cosas. Por un lado, se cambiará el patrón de postergar lo incómodo y se descubrirá la satisfacción del valor. Por otro lado, el sujeto se dará cuenta de que el miedo desaparece cuando se entra en acción y, por último, con este simple cambio de orden al hacer las cosas, los objetivos se cumplen.

 

 

Acerca de Cipriano Toledo:

Cipriano Toledo es psicoterapeuta, coach y formador de formadores. Ha formado a más de 40.000 personas, entre las que se encuentran políticos o deportistas de élite. Actualmente, dirige el Centro de Psicoterapias Avanzadas y EMPSI, consultora empresarial. Es Máster Trainer en PNL y en Psicología Energética.

 

 

 

Más información en: www.tapping.es

Deja un comentario

Top