Estas aquí
Home > Acción Social > Ayudas a Proyectos de Acción Social de la Fundación Caja Segovia y Bankia

Ayudas a Proyectos de Acción Social de la Fundación Caja Segovia y Bankia

El proyecto Loyola de La Fundación Padre Garralda-Horizontes Abiertos, premiado en Segovia

La cuarta edición de las Ayudas a Proyectos de Acción Social de la Fundación Caja Segovia y Bankia ha seleccionado el programa de deshabituación de drogas que se lleva a cabo en el centro penitenciario de Segovia por su compromiso para mejorar la calidad de vida de las personas en riesgo de exclusión social

Valencia, 18 de junio de 2018 – La Fundación Padre Garralda-Horizontes Abiertos ha sido una de las asociaciones elegidas por la Fundación Caja Segovia y Bankia para destinar sus “Ayudas a Proyectos de Acción Social 2018” en Segovia, que suman un total de 60.000 euros. El proyecto Centro Terapéutico Loyola, que se desarrolla en la cárcel de Segovia, ha sido seleccionado por su compromiso para mejorar la calidad de vida de las personas en riesgo de exclusión social, y recibirá una ayuda de 3.000 €.

La Fundación Padre Garralda-Horizontes Abiertos, que se dedica a ayudar a los más desfavorecidos desde hace 40 años, lleva a cabo en el Centro Penitenciario de Segovia el proyecto terapéutico “Loyola”, que proporciona ayuda a los internos para deshabituarse del consumo de drogas. El objetivo del programa es facilitar la posibilidad de abandonar el consumo de sustancias tóxicas como primer paso para la adquisición de destrezas que posibiliten una inserción social al término de la condena. El proyecto está dirigido a hombres a partir de 18 años que se encuentran en una situación de clara adicción a una o más sustancias tóxicas, y a su vez muestran una disposición a la deshabituación a estas sustancias y una actitud positiva a formar parte del programa.

“La labor del proyecto Loyola es prestar a los internos toda la ayuda posible para que abandonen la adicción, acompañándoles y dándoles cariño” afirma el padre Jaime Garralda, fundador de la institución que lleva su nombre. “Debemos estar al lado de los que nadie quiere, esos que no tienen nada y encima soportan el desprecio de la sociedad, porque son los que más ayuda necesitan y no podemos darles la espalda” indica Garralda.

El objetivo de las ayudas de la Fundación Caja Segovia y Bankia es impulsar el desarrollo local, apoyar los sectores de población en riesgo de exclusión social y mejorar la calidad de vida de personas con discapacidad, mayores u otros colectivos vulnerables, como es el caso de los internos que se incorporan al proyecto “Loyola” de la Fundación Padre Garralda-Horizontes Abiertos. Bankia y la Fundación Caja Segovia entregan las ayudas a las asociaciones segovianas en un acto que se celebra el 18 de junio.

 

Sobre la Fundación Padre Garralda – Horizontes Abiertos

La Fundación Padre Garralda – Horizontes Abiertos nació en 1978 con la intención de dedicarse a los más desfavorecidos, una labor que ha desempeñado hasta el momento trabajando por la integración social de los distintos sectores que se encuentran en situación de marginación, como son los toxicómanos, los presos, los hijos menores de mujeres encarceladas que viven con sus madres en la cárcel, los sin techo y los enfermos de VIH.

La Fundación Padre Garralda – Horizontes Abiertos cuenta con el trabajo y la dedicación de más de 400 voluntarios y 90 profesionales en toda España, que han hecho posible, gracias a la colaboración de organismos públicos y entidades privadas, así como a las aportaciones de particulares, atender a más de 50.000 personas.

Deja un comentario

Top